La importancia de visualizar nuestras metas

En ocasiones vamos por la vida sin clarificar nuestras metas, simplemente tenemos sueños generales pero no describimos a detalle lo que queremos lograr; el problema de esto es que al no visualizar nuestras metas a detalle y lo que debemos hacer para lograrlas, solamente se quedan en sueños.

visualizar metas

Existe una historia de los años 50’s de una nadadora que se había propuesto cruzar nadando el canal de la mancha, parecía algo muy difícil pues en la parte más angosta tiene una distancia de 34 km, no obstante ella estaba decidida a lograrlo.

Cuando lo intentó la primera vez, empezó muy bien, se encontró con una marea difícil y con olas que parecían obstáculos, sin embargo continuo con mucho ánimo y la firme convicción de llegar a su meta.

Estando ya muy cerca, y cuando no faltaba mucho para terminar, se presento una fuerte niebla que no le permitía ver a donde tenía que llegar, su madre que iba en un bote que la acompañaba muy de cerca, le gritaba y animaba diciéndole que ya le faltaba poco que no desistiera, que ella tenía lo necesario para lograrlo.

Después de unos minutos ya no podía sostener el ritmo, estaba realmente agotada y no podía más, empezó a bajar la velocidad y la gente del barco que la acompañaba decidió apoyarla para subir al mismo, obviamente estaba completamente frustrada y mucho mayor fue su frustración cuando se dio cuenta que estaba tan cerca de la orilla.

Cuando la prensa la entrevistó, ella comentó que no quería dar excusas, pero que definitivamente si hubiera visualizado a donde tenía que llegar, sin duda habría logrado su objetivo.

Posteriormente lo volvió a intentar, pero en esta ocasión, antes de realizarlo, recorrió la ruta varias veces en bote hasta que memorizó lo que tenía que recorrer, y visualizar el lugar a donde tenía que llegar.  El día que lo intentó de nuevo se encontró con los mismos obstáculos que se le habían presentado previamente, incluso la niebla espesa que no le permitía ver, no obstante en esta ocasión pudo llegar a su meta pues en su mente ya conocía el lugar y la ruta que debía recorrer para llegar a la orilla.

Como puedes darte cuenta, cuando visualizamos claramente nuestras metas, la probabilidad de lograrlas es mucho más alta, y nos permite visualizar el rumbo que debemos seguir para llegar a las mismas. Pero cuando no tienes una visión clara de a donde llegar, menos claro será el camino a recorrer.

Así es que empieza en cuanto antes a visualizar tus metas, escríbelas, define las fechas para cumplirlas y da los pasos necesarios para cumplirlas.

Escrito por: Marco Lara

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Help

WordPress theme: Kippis 1.15